Skip to main content

*Novedad* Acumula Pre-Saves desde el minuto cero con Artist Hub Pro 💚

Artist Hub
iMusician logo
Todas las guías

Te explicamos qué son los derechos de autor (o copyright) en la música y cómo cobrarlos

  • 08 febrero 2022, martes
Comparte esta guía en
Derechos de autor en la musica imusician

Los artistas invertimos tanto tiempo y dinero en crear y producir música que a veces nos olvidamos de que hay otras fuentes de ingresos, algunas de las cuales muchos músicos ni siquiera conocen. Desde el streaming a la radio, la televisión a las descargas, los derechos de sincronización a los derechos conexos, hay una gran cantidad de información que debes conocer para aprovechar todas las oportunidades que están a tu disposición.

¿Qué son las regalías musicales?

Las regalías musicales son los pagos que debería recibir el titular de los derechos de una pieza musical cuando esta es usada. Los titulares de los derechos pueden ser los compositores, letristas, músico de estudio, etc. Cuando tu música es reproducida en plataformas de streaming como Spotify, Deezer y Apple Music, o emitida en una emisora de radio o canal de televisión, deberías recibir regalías.

¿Cómo funcionan los derechos de autor?

En términos sencillos, los artistas componen y graban música. Estas grabaciones pueden ser reproducidas, interpretadas o versionadas y los titulares de los derechos reciben unas ganancias. Probablemente ya sepas que hay varios tipos de derechos que pueden monetizarse, y como artista tienes que conocer todas tus posibilidades.

Veamos cuáles son los diferentes tipos de derechos musicales.

Tipos de derechos musicales

Derechos de autor musica imusician

Derechos de Autor Música

¿Qué son los derechos fonográficos? ¿Y un máster? ¿Qué es una grabación máster? Existen varias interpretaciones del término. ¿Y qué son los derechos de publicación?

Derechos fonográficos

La grabación máster (o máster) es el sonido original de la grabación de una canción. La grabación de una composición pertenece a los artistas que la han grabado, la compañía discográfica, el productor o la persona que financia la grabación. Los derechos fonográficos pueden licenciarse a una discográfica o tercera persona por un periodo de tiempo definido claramente en un contrato.

Los derechos fonográficos se generan automáticamente al grabar una canción, por ejemplo, en un estudio o durante un concierto. En muchos casos, los derechos fonográficos pertenecen a los propios artistas que han grabado la canción, pero también pueden licenciarse a una discográfica o tercera persona por un periodo de tiempo definido claramente en un contrato.

Es importante entender que los derechos fonográficos se refieren a una grabación, por lo que si grabaras otra versión de la misma canción, los derechos fonográficos serían diferentes.

Derechos de edición o editoriales

Por otra parte, los derechos de edición (o de composición) son los derechos de la composición musical y su letra (si es que la tiene). Los autores, compositores y letristas son los titulares. En Europa no pueden venderse. Cuando creas música o letras, te pertenecen los derechos de edición, de una forma u otra (hasta pasados 70 años de la muerte del creador individual si no hay un editor involucrado). Sin embargo, puedes licenciar tus derechos editoriales a un editor musical, quien los monetizará por ti.

Tipos de derechos musicales

  • Ventas digitales (regalías por streaming y regalías por descargas)
  • Ventas físicas
  • Regalías mecánicas
  • Regalías por reproducción (pública)
  • Regalías por derechos conexos
  • Regalías por reproducción digital
  • Cuotas por licencias de sincronización

Ventas digitales (regalías por streaming y regalías por descargas)

Regalias por streaming

Regalias por streaming

El consumo de música digital no ha parado de crecer en los dos últimos años, y no da señales de que vaya a parar. A pesar de que el porcentaje de ingresos por descargas digitales está disminuyendo, los ingresos por streaming constituyen un 62,1 % de todos los ingresos de la industria musical mundial en 2020, según el informe de la Federación Internacional de la Industria Fonográfica (IFPI, por sus siglas en inglés).

Los proveedores de servicios digitales (DSPs) deben pagar regalías a los compositores y editores (puedes encontrar más información en la sección «Regalías mecánicas»). El mayor porcentaje de ingresos digitales se genera a través de las regalías por streaming y las regalías por descargas.

Regalías por streaming

Cada vez que un corte se reproduce en una plataforma de streaming (por ejemplo, Spotify, Apple Music, Deezer, Tidal, Amazon Music, etc.), los artistas, las discográficas y cualquier tercera parte involucrada recibe dinero a través de las regalías por streaming. Más adelante te contamos cómo se calculan estas regalías.

Regalías por descargas

Aunque el consumo de música digital continúa moviéndose de las descargas hacia el streaming, las regalías por descargas todavía constituyen un porcentaje considerable de los ingresos por ventas digitales. Por cada corte descargado de las plataformas de descargas digitales (por ejemplo, iTunes, Beatport, Traxsource, etc.), los músicos se llevan una parte de la cantidad que ha pagado el usuario por la descarga.

Regalías mecánicas

Cada vez que se fabrica un CD, vinilo o casete, las composiciones son reproducidas. Lo mismo ocurre en el ámbito digital: cada streaming y descarga se considera una reproducción de la canción. Las regalías mecánicas generan ingresos para los autores y editores por cada reproducción de una composición musical. Este dinero es recaudado por una sociedad de recaudación (por ejemplo, SGAE o SACM) u otra agencia de gestión de derechos (por ejemplo, la Agencia Harry Fox) en nombre de los titulares de los derechos.

Regalías por reproducción (pública)

Una reproducción pública tiene lugar cuando interpretas música en público o cuando se reproduce tu música en público. Recibes regalías por la composición (por ejemplo, actuaciones en directo) o el máster y la composición (por ejemplo, televisión, radio y sesiones de DJs). Los ejemplos más claros son las actuaciones en directo en conciertos o festivales. En estos eventos, es probable que el promotor o productor te pida una lista con las canciones que vas a tocar, ya que los autores de estas reciben dinero por cada interpretación de sus obras. Pero aún hay más: la música en la televisión, las retransmisiones de radio o la música de fondo en los restaurantes, tiendas, bares, discotecas, etc., también se considera reproducción pública. Por ello, puede que tu obra cumpla los requisitos para recibir regalías por reproducción a través de tu entidad de gestión colectiva.

Regalías por derechos conexos

Los derechos conexos se refieren a las regalías por reproducción pública debidas al titular de los derechos de la grabación (máster). Cuando se reproduce o interpreta públicamente una grabación, los titulares de los derechos del máster han de ser compensados, y esto se hace a través de los derechos conexos. Las reproducciones pueden tener lugar en discotecas, restaurantes, canales de televisión, emisoras de radio, radio en streaming o cualquier espacio público donde se emita la música.

Regalías por reproducción digital

Las regalías digitales son los pagos que se hacen a los titulares de la grabación por el tiempo que se reproduzca su obra en plataformas como Pandora, SiriusXM y emisoras de radio por internet. Hay regalías para los artistas principales (45 %), los titulares de los derechos (50 %) y los artistas secundarios (5 %). Las regalías por reproducción digital son específicas de los EE. UU., ya que allí no aplican los derechos conexos. La sociedad oficial de recaudación de estos derechos es SoundExchange. Las emisoras de radio de internet o digitales deben conseguir una licencia de SoundExchange para usar música licenciada, y, por su parte, el artista o los artistas deben estar registrados en SoundExchange para cobrar esas regalías.

Cuotas por licencias de sincronización

Cuotas por licencias de sincronizacion

Licencias De Sincronización

¿A qué nos referimos con «sincronización»? Se trata de la reproducción de dos cosas de forma simultánea, ya sean películas y otros productos audiovisuales, como programas de televisión, series de Netflix, anuncios, videojuegos, DVD, Blu-Ray, etc. El productor de la obra audiovisual sincroniza tu música con otro producto (vídeo, imágenes en movimiento, etc.), para lo cual necesita conseguir una licencia. Esta suele abonarse con una tarifa por adelantado. En algunos casos, el artista recibe un porcentaje de las ventas, dependiendo del contrato. La tarifa que se paga por el uso de música registrada se llama licencia de sincronización y, para recaudarla, deberás registrar tu música.

¿Cómo se calculan las regalías musicales?

Ahora que te hemos explicado los distintos tipos de regalías musicales, hay que entender quiénes son las partes interesadas, quién recibe los pagos, cuál es el porcentaje, cuándo y cómo se cobra.

¿Quién cobra las regalías musicales?

Suelen ser varias partes, dependiendo de las personas involucradas: desde el agente de la discográfica al autor de las letras. Aparte de los compositores y los artistas, puede haber más partes que operan como intermediarios en tu nombre y te ayudan a la hora de recaudar todas las regalías a las que tienes derecho.

Partes principales

Se refiere a la persona o las personas que graban la canción en el estudio (o en directo). Pueden ser los propios compositores, una tercera parte, y puede haber más artistas involucrados o miembros secundarios.

Son titulares de:

  • Los derechos fonográficos

Recibirán dinero de:

  • Ventas digitales (regalías por streaming y regalías por descargas)
  • Ventas físicas
  • Regalías por derechos conexos (o regalías por reproducción digital)
  • Cuotas por licencias de sincronización

Los compositores son los que han escrito la canción: les pertenece la composición musical. Han creado la melodía, los arreglos y las letras.

Son titulares de:

  • Derechos por la composición musical

Recibirán dinero de:

  • Regalías mecánicas
  • Regalías por reproducción (pública)
  • Cuotas por licencias de sincronización

Intermediarios

Hay diferentes tipos de compañías discográficas. Algunas te proporcionan más recursos y presupuesto que otras. Hay discográficas que pagan por el estudio de grabación y la producción, y por lo tanto adquirirán algunas derechos. También pueden llegar a un acuerdo con el artista para adquirir los derechos fonográficos aunque no hayan financiado la grabación, ya que proporcionan un presupuesto para el marketing y la promoción del producto grabado.

Son titulares de:

  • Los derechos fonográficos

Administran las siguientes regalías y entregan un porcentaje a sus artistas/grupos:

  • Ventas digitales (regalías por streaming y regalías por descargas)
  • Ventas físicas
  • Regalías por derechos conexos (o regalías por reproducción digital)
  • Cuotas por licencias de sincronización

Algunos artistas no tienen contrato con una discográfica. En estos casos, los artistas reciben las regalías mencionadas arriba sin ningún porcentaje deducido para la discográfica.

Los editores se ocupan de la administración y la recaudación de las regalías mecánicas y las regalías por reproducción pública. Se aseguran de que tus canciones (obras musicales) están registradas correctamente, y que tú, como compositor, estás registrado en una entidad de gestión de derechos para recibir el dinero que te pertenece.

Son titulares de:

  • Los derechos de publicación

Administran las siguientes regalías y entregan un porcentaje a sus compositores:

  • Regalías mecánicas
  • Regalías por derechos conexos
  • Regalías por reproducción (pública)
  • Cuotas por licencias de sincronización

Lo mismo se aplica a los subeditores que tengan un contrato en un territorio concreto. En algunos casos, los compositores no han transferido ningún derecho de publicación al editor. Estos compositores reciben las regalías mencionadas arriba sin ningún porcentaje deducido para el editor.

Los distribuidores musicales se encargan de distribuir tu música en plataformas de streaming y descargas como Spotify, Apple Music, iTunes, Beatport, Amazon Music, etc. Son los intermediarios entre el propietario de los derechos fonográficos y las plataformas de streaming.

Son titulares de:

  • No aplicable

Recaudan y revierten la cantidad completa o parcial de dinero de:

  • Ventas digitales (regalías por streaming y regalías por descargas)

Los distribuidores físicos se encargan de distribuir tus CDs, vinilos y casetes a las tiendas de todo el mundo o en una región concreta. Su parte suele ser un porcentaje añadido al estipulado en el acuerdo inicial. También cobran una tarifa por almacenar productos que no se han vendido.

Son titulares de:

  • No aplicable

Recaudan y revierten la cantidad completa o parcial de dinero de:

  • Ventas físicas

Si eres el propietario de los derechos fonográficos y de publicación, será más fácil trabajar con una agencia de sincronización, ya que necesitan tener el 100 % de los derechos para trabajar con tu música. Son los intermediarios entre las partes mencionadas y los interesados en usar tu obra, por ejemplo, un supervisor musical que esté buscando una canción nueva para una película, una serie de Netflix o la nueva entrega de Grand Theft Auto.

Son titulares de:

  • No aplicable

Recibirán dinero de:

  • Cuotas por licencias de sincronización

Recaudan regalías por reproducción y regalías mecánicas en nombre de los compositores y los editores y regalías por derechos conexos en nombre de los intérpretes y las discográficas. Estas organizaciones pueden ser entidades separadas, como organizaciones de derechos de reproducción (PRO, por sus siglas en inglés) que se ocupan solo de derechos de reproducción, u organizaciones de derechos mecánicos (MRO, por sus siglas en inglés); pero en algunos países, las PRO y las MRO se combinan para formar una entidad de gestión colectiva (por ejemplo, SGAE o SACM).

Dependiendo del país de donde seas o donde te quieras registrar, tendrás que hacerlo con una o varias agencias. Por ejemplo, en el Reino Unido, tienes que registrarte en PPL & PRS. Si no tienes un editor, tendrás que registrar tú mismo tus obras musicales y también registrarte como compositor.

Tendrás que proporcionar la siguiente información:

  • Los códigos estándar internacionales de grabación (ISRC, por sus siglas en inglés)
  • El porcentaje de cada compositor/autor y el porcentaje del editor si tiene los números IPI
  • Nombre de la obra (canción)

Son titulares de:

  • No aplicable

Recibirán dinero de:

  • Regalías mecánicas
  • 
Regalías por reproducción (pública)
  • Regalías por derechos conexos (o regalías por reproducción digital)

Seguro que tienes algún local o festival favorito en el que siempre has soñado tocar. Pues bien, una vez que tengas listas tus canciones, ponte en contacto con ellos y pregúntales si estarían dispuestos a contratarte para tocar. También puede ocurrir que el propio local o un promotor de eventos se ponga en contacto contigo directamente para ofrecerte un lugar en el cartel.

Dependiendo de tus aspiraciones, puede que te convenga colaborar con una agencia de booking. Ellos suelen saber en qué lugares tienes una oportunidad para actuar, saben negociar mejores contratos y pueden organizar tours en directo, lo que te da más tiempo para concentrarte en tu actuación.

Son titulares de:

  • No aplicable

Recibirán dinero de:

  • Tarifas de actuación

¿Cuándo cobras tus regalías?

Ahora que sabes qué dinero te corresponde, ¿cuándo lo cobrarás exactamente?

Streaming y descargas

Streaming y descargas imusician

Streaming y descargas

Recibirás dinero cuando alguien reproduzca o descargue tu música en servicios de streaming como Spotify, Deezer, Traxsource u otras plataformas. Cuando el usuario reproduce más de 30 segundos o paga por descargar tu canción, la plataforma recaudará este dinero, se quedará con su porcentaje y dará una gran parte a la distribuidora (por ejemplo, iMusician) y a la entidad de gestión colectiva, ya que el streaming también genera regalías mecánicas y de reproducción. Si hay una discográfica entre la distribuidora y el artista/compositor, ellos recaudarán el dinero, se quedarán con su parte y repartirán el resto según el acuerdo que exista entre el artista y la discográfica.

Tipos de regalías implicadas:

  • Ventas digitales (regalías por streaming y regalías por descargas)
  • Regalías mecánicas
  • Regalías por reproducción (pública)

¿Cuándo las cobrarás?

Unos 3 o 4 meses después de que el streaming o la descarga haya sido confirmada por la plataforma.

Nota importante: Algunas plataformas pueden retrasar algunos pagos, por lo que es muy complicado reconciliar lo que ves en tu cuenta de Spotify for Artists o tu herramienta de Estadísticas.

Ventas físicas (vinilos, CDs, casetes y otros productos)

El consumidor paga un precio por comprar tu vinilo, CD o casete, que puede variar dependiendo de la tienda, el país o la moneda. Parte de este dinero será transferido al distribuidor físico, que se quedará con su porcentaje y entregará el resto al artista o a la discográfica, si es esta la que trabaja directamente con la distribuidora. Las ventas físicas generan regalías mecánicas.

Tipos de regalías implicadas:

  • Regalías mecánicas

Otros pagos:

  • Porcentaje de las ventas acordado con la discográfica o la distribuidora

¿Cuándo cobrarás?

Dependiendo del contrato, algunas distribuidoras físicas esperan a que las regalías acumulen una cantidad específica de dinero antes de entregártelo, pero de otra forma suelen tardar un par de meses.

Series de Netflix, videojuegos u otros productos de sincronización

Tu agencia de sincronización promocionará tu música para que los supervisores musicales la elijan para uno de sus productos. Cuando esto ocurra, la agencia de sincronización se encarga de trabajar con el usuario para que tú recibas el mejor acuerdo posible, ya que ellos también recibirán un porcentaje. Tu recibirás una tarifa por adelantado (la cuota por licencia de sincronización) y las regalías por derechos conexos.

Tipos de regalías implicadas:

  • Cuota por licencia de sincronización
  • Regalías por reproducción pública (una vez que el producto audiovisual es emitido)
  • Regalías por derechos conexos (o regalías por reproducción digital)

Otros tipos de pagos posibles:

  • Porcentaje de ventas o visualizaciones del producto final

¿Cuándo cobrarás?

La tarifa será cobrada de forma casi inmediata en cuanto la agencia de sincronización y tú hayáis firmado el contrato con el usuario. Las regalías por derechos conexos pueden tardar hasta dos años, dependiendo del país en el que estés registrado y el país en el que se use la música.

Actuaciones en directo, conciertos, festivales y otros eventos al aire libre

Cuando interpretas tus canciones en directo frente a una audiencia, se generan regalías aparte de la tarifa que recibes por parte del promotor del evento.

Tipos de regalías implicadas:

  • Regalías por reproducción pública

Otros pagos:

  • Tarifas pagadas por parte del promotor del evento

¿Cuándo cobrarás?

Las regalías por reproducción pueden tardar hasta dos años en llegar, dependiendo del país en el que estés registrado y el país en el que tenga lugar el evento.

Por otra parte, la tarifa que recibes del promotor se suele cobrar justo después del evento.

Reproducciones en la radio

Cuando una canción es emitida en la radio, en muchos casos genera bastante visibilidad para el autor, dependiendo del alcance de la emisora. Lo que es aún mejor, genera ganancias para ti. Dependiendo de si estás en EE. UU. o no, se generarán diferentes tipos de regalías para cada tipo de radio (por ejemplo, Pandora o emisoras de radio por internet).

Tipos de regalías implicadas:

  • Regalías por reproducción pública
  • Regalías por derechos conexos (o regalías por reproducción digital)

¿Cuándo cobrarás?

Puedes tardar hasta dos años en cobrar, dependiendo del país en el que estés registrado y el país en el que opere la emisora de radio.

¿Cómo se calcula cada tipo de regalía?

¿Cuánto cobras por un streaming?

Gráfico IIB sobre los servicios de música en streaming

Gráfico Information is Beautiful - Sobre los servicios de música en streaming

En nuestra guía «Cómo ganar dinero con Spotify», mencionamos que el ingreso medio por stream en Spotify es 0,00437 dólares. Esta es una media que solo tiene en cuenta Spotify y que puede cambiar cada mes según la cantidad de música que sea reproducida, dónde se escucha y con qué tipo de suscripción (freemium, premium). Esto puede provocar algún que otro quebradero de cabeza.

En «Information is Beautiful» puedes consultar los ingresos medios por streaming de cada artista en las plataformas principales como Napster, Tidal, Spotify, Deezer, etc.

¿Cómo se calcula una descarga musical?

Las tiendas de descarga musical, como iTunes, Beatport o Amazon, tienen diferentes niveles de precios y a menudo establecen un precio por cortes o lanzamientos enteros basándose en su propia política de precios. La tienda se queda con su parte y envía el resto al agregador (o distribuidor musical) y una pequeña parte a la entidad de gestión (por ejemplo, las regalías mecánicas). Tú recibirás alrededor de un 50 a un 70 % del precio que aparece en la tienda.

¿Cuánto ganas con las ventas de CDs o vinilos?

Aquí la cosa se complica. Si vendes tu CD o vinilo sin la participación de una discográfica o distribuidora, te quedas con la cantidad íntegra. Si trabajas con una discográfica, recibirás un porcentaje más reducido, y si la discográfica tiene a su vez un acuerdo con una distribuidora, el porcentaje se reduciría aún más.

Un artista gana aproximadamente de 1,50 a 2 dólares por cada CD vendido. Si trabajas con un sello independiente, puedes recibir una mayor parte del pastel (por ejemplo, de 5 a 7 dólares).

¿Cuánto cobras por un producto sincronizado?

En este caso hay tantos factores involucrados que es difícil poner un precio, pero podrías ganar alrededor de 50 000 dólares si licencias tu música para una serie de Netflix.

Dependiendo de si hay una agencia de booking implicada o no, recibirás una tarifa por actuación (eso sí, no aceptes nunca «pagar por tocar»). Puede ser una tarifa bastante baja si eres un grupo poco conocido de gira por Reino Unido y puede alcanzar de 150 a 500 dólares para un grupo de gira por Europa o EE. UU. Esto es para grupos pequeños, los grupos más populares suelen trabajar con una agencia en cuanto empiezan a obtener un público mayor y tarifas más elevadas.

Además de esta tarifa, recibirás regalías por reproducción pública.

¿Cómo se calculan las regalías por reproducción pública? En algunos países, las regalías de representaciones como conciertos se componen de un porcentaje fijo de las ganancias que genera el local durante el evento. El dinero se reparte entonces entre los titulares de los derechos de las canciones que han sido interpretadas, razón por la cual es probable que el promotor del evento te pida una lista con las canciones que vas a tocar. Por lo general, la mayoría del dinero que hay en el «bote» proviene de una tarifa anual que se cobra a los locales y que está basada en factores clave, como su capacidad, ubicación e ingresos. Esta fórmula también se aplica a emisoras de radio y canales de televisión, que pagan una licencia fija basada en su cuota de mercado, tamaño de la audiencia e ingresos. El dinero del «bote» se divide entonces usando una técnica llamada «sampling». Ya que no pueden saber qué música se reproduce en locales pequeños, piden una muestra de la música que se escucha en estos locales y hacen una estimación de cuánta gente debe cobrar en base a estos números. Así que si tu música no aparece en estas muestras, desafortunadamente recibirás mucho menos dinero del que mereces en realidad.

¿Cuánto se gana por una reproducción en la radio?

Según la agencia PRS, las regalías se calculan por cada minuto que suena una canción en la radio. También cuentan con un verificador del índice de reproducciones en la radio para sus socios. Establecer una media es complicado, ya que entran en juego varios factores, pero según la compañía Prescription Music PR, las emisoras mesa importantes han pagado lo siguiente:

  • BBC Radio 1: 13,63 £ por minuto
  • BBC Radio 2: 24,27 £ por minuto
  • BBC 6 Music: 5,25 £ por minuto

Consulta la sección sobre cómo se calculan las regalías por reproducción pública para obtener más información.

Conclusión

Existe mucha información y mucho trabajo por hacer, pero si eres un compositor, artista o grupo, recuerda firmar acuerdos beneficiosos con tus socios, ya sea un sello discográfico, un editor o una agencia de sincronización, y asegúrate de registrarte en una entidad de gestión colectiva para recibir el dinero que has ganado.

Comparte esta guía en
Newsletter de iMusician

Mantente al tanto de lo que pasa

Entérate de todas novedades, consejos, trucos y contenido teórico en torno al sector de la música. Todo lo que necesitas para desarrollar tu carrera musical directo a tu bandeja de entrada.

Loading...